Todo mundo sabe que los remakes siempre serán un tema recurrente en la industria del cine, está bien siempre y cuando los nuevos realizadores, los que reversionan, se den cuenta de lo que tienen en las manos, de la historia que quieren volver a contar, que tengan conciencia del amor y la calidad que existe en esa película original, que las productoras no quieran jugar con la nostalgia del espectador.

Ahora también llega a pasar que al no conocer la versión original, el espectador promedio cree que está viendo una absoluta y verdadera obra de arte original, nada más lejos de la realidad, vayamos por partes:

Primero y antes que nada: ¿son necesarios los remakes?

Remakes famosos de películas made in México




A muchos les puede parecer interesante ver una película reversionada, adaptada a nuestros tiempos, con otra mirada, con otro ángulo, usando más recursos y nuevas tecnologías y eso no siempre es malo, sin embargo en ocasiones los remakes nacen únicamente para desilusionarnos más y que el culto por la película original sea más grande.

Hollywood ha intentado en incontables ocasiones realizar remakes de películas tanto de producciones estadounidenses como de producciones extranjeras.

Hace algunos años en Hollywood hubo un boom de remakes de películas de terror asiáticas que pasaron con más pena que gloria, películas como The Eye, The Ring, Dangerous Bangkok, The Uninvited, que no quedaron en la memoria de nadie y que solo sirvieron para valorar el cine de terror que hacen los asiáticos.

Es bueno hacer notar el hecho de que una adaptación de las películas originales siempre lleva a una nueva visión, aunque traten de respetar la idea original, las producciones siempre quieren imprimir su sello, hacer sus aportaciones a una historia que consideraron digna de reversionar pero que desean modificar para hacer una obra un tanto diferente, incluso pueden haber (o mejor dicho los hay) intereses que van más allá de lo cinematográfico, hacer un producto más digerible, dirigirlo a otro sector de la audiencia para tener una mejor taquilla, etc.

Remakes famosos de películas made in México

Donde más nos percatamos de eso es cuando un filme sueco o japonés es adaptado a la realidad mexicana, obviamente la idiosincracia de la gente del lugar, los valores y las situaciones van variando, a veces esto se convierte en un gran acierto, otras es un error garrafal.

Se llega a decir maliciosamente que en nuestro país y en Hollywood no hay más ideas nuevas, que la originalidad ha desaparecido, nada más lejos de la realidad. Sucede que los empresarios (los que ponen el dinero, vamos) no están dispuestos a arriesgar su capital y mejor apuestan a lo seguro, según ellos para generar más dinero.

Remakes mexicanos de películas famosas, refritos iguales y a veces, más taquilleros

Obviamente se basan e invierten verdaderas fortunas en las campañas de publicidad para hacer que el espectador necesite consumir su producto y mencionar en redes sociales que ya vieron dicha o tal película y que la adoran o simplemente que les parece una porquería.

Y ¿Que pasa con el cine mexicano y sus remakes?

Pues básicamente lo mismo que mencionábamos unas líneas arriba, pero es importante recalcar el hecho de que al mexicano promedio no le interesa en absoluto la Historia del Cine ni conocer los clásicos ni nada por el estilo. Para un chavo promedio es más fácil ver las ofertas que ofrecen los sistemas de distribución streaming como ese que empieza con “N” y termina con etflix, Ahí hasta te dicen qué debes de ver y te hacen jugosas sugerencias para que amplíes tu conocimiento cinéfilo, eso sin contar la amnesia recurrente que padece mucha gente, acompañado de conformismo y apatía que es alimentada por estos sistemas de paga.

Ahora bien, hay remakes de cintas mexicanas hechas muchos años antes (algunas de la famosa y mal llamada Época de Oro del Cine Mexicano) y reversionada en tiempos más actuales por la misma industria pero haciendo hincapié en la ya mencionada amnesia colectiva del espectador.

Un buen ejemplo es: Hasta el Viento tiene miedo. Original de 1968.- dirigida y escrita por Carlos Enrique Taboada, película de terror protagonizada por Marga López, Maricruz Olivier, Alicia Bonet y Norma Lazareno, cinta de culto en el género de terror mexicano, perfectamente lograda en sus atmosferas, en su historia, en los giros que da, mención aparte para el gran trabajo del diseño de audio, fundamental en el desarrollo de la historia.

Remakes famosos de películas made in México

Enfrentada al remake de 2007 Dirigida por Gustavo Moheno. escrita por él mismo, Ángel Pulido, Alfonso Suárez y Mario P. Székely. Protagonizada por Martha Higareda, Verónica Langer, Mónica Dionne y Danny Perea. Cinta mal lograda, con actuaciones acartonadas, ni siquiera la gran Danny Perea luce, introducen nuevos elementos a la historia que si bien no son fundamentales en el desarrollo de la historia sí la afectan directamente, muy mal el guión al querer introducir algo “moderno” de “nuestros días” y querer tocar un tema como la homosexualidad (tema que no se toca para nada en la original), se siente forzado, no aporta nada a la historia.

¿“El Gran Calavera” o “Nosotros Los Nobles”?

Otro ejemplo recurrente es El Gran Calavera.- 1949 dirigida por Luis Buñuel, guión de Luis Alcoriza basado en una obra original de Adolfo Torrado. Protagonizada por Fernando Soler, Andrés Soler, Rosario Granados y Rubén Rojo.

Nos encontramos ante la segunda película que Luis Buñuel filma en México, una comedia, la historia: Ramiro es un hombre rico y viudo y todos en su familia viven a sus costillas, Ramiro decide hacerles creer que lo ha perdido todo. Una película bastante divertida, muy fluida en su trama, perfectamente actuada y contada.

Remakes famosos de películas made in México

Y muchos, muchos años después nos llega Nosotros los Nobles.- 2013 dirigida por Gary Alazraki, guión del propio Alazraki, Adrián Zurita y Alberto Zeni. Protagonizada por Gonzalo Vega, Karla Souza, Luis Gerardo Méndez, Juan Pablo Gil e Ianis Guerrero.

Una nueva versión del trabajo de Buñuel, Nosotros los Nobles tiene su más grande acierto en respetar casi al 100% la esencia del guión original y adaptarlo con gran inteligencia a nuestros días, sin modificarlo con chistes o albures baratos, sin usar los ya gastados chistes de políticos, o de corrupción, o de delincuencia, usando con suma delicadeza algunos estereotipos y usando a la misma ciudad de México como hilo conductor de la historia, retratando perfectamente todos y cada uno de los actos de la familia Noble, con un Gonzalo Vega que se echa la película al hombro y que bien la podría llevar él solito al mismo gran resultado pero en el caso de los Nobles se ve fuertemente apoyado por todo el elenco. No es tampoco una joya de la cinematografía pero fue en su momento la cinta más taquillera del Cine Mexicano, y haciendo que la gente acudiera en masa a verla, gustos aparte.

Cuando los remakes son made in USA

Remakes famosos de películas made in México

Ahora bien, existe la otra categoría, que son los remakes de cintas extranjeras que se adaptan a la idiosincracia del mexicano y su situación actual, haciendo también que la gente (que digámoslo de una vez) no es muy exigente en cuanto a calidad, guión, actuación y demás y puede llegar a consumir casi cualquier producto que se le ponga enfrente.

Las más famosas (o taquilleras) pueden ser:

No Se Aceptan Devoluciones (2013)

Cuenta la historia de la pequeña Julie quien se encuentra con su padre desde pequeña debido a que su madre (chica americana) se la dejó para alejarse de ellos. Ahora, ha vuelto y quiere recuperar a su hija provocando una disputa familiar legal.

Es cierto que es la película más taquillera de todo el cine mexicano en la actualidad y quizá hasta sea de las más famosas, pero eso no quita el hecho de que es un remake de bajo presupuesto de la genial “Kramer vs Kramer” de 1979. Es cierto que la comedia no es lo mejor que el país ha hecho, pero las copias son aún peores. Eugenio Derbez supo ver perfectamente el drama lacrimógeno y chapucero con el que podría manipular los sentimientos del público mexicano bien pensante, siendo un gran éxito también en Estados Unidos, donde la comunidad ilegal que se encuentra establecida en ciertas ciudades de nuestro vecino del norte cayeron rendidas a los pies de la cinta.

No Eres Tú, Soy Yo (2010)

Nuevamente una película protagonizada por Eugenio Derbez y que, también, se trata de una comedia romántica en donde un cirujano, después de la separación con su ex esposa, conoce a otra mujer que le ayudará a sobrellevar el rompimiento.

No es casualidad que Derbez aparezca en un par de las películas que tenemos, porque creen que es el mayor exponente de la comicidad actual mexicana. Y quizá no estarían alejados de la verdad, pero ¿eso cómo nos sitúa? La película es un remake de la argentina «No Sos Vos, Soy Yo» del 2004.

No Manches, Frida (2016)

Con Martha Higareda y Omar Chaparro al frente de esta película, no se puede decir que hayan hecho lo mejor (y por supuesto ya está a nada de ser estrenada en cines la segunda parte). Se trata de otro remake de comedia que pretende ser una buena historia sobre un ladrón que deja su botín en una construcción que, en un futuro, se convierte en escuela. Para recuperarlo debe hacerse pasar por profesor.

Y es fatal que, además de su obvia comparación con la alemana “Fack Ju Göhte” del 2013, también tiene una crítica por el parecido con la fabulosa “Blue Streak”.

Una Mujer Sin Filtro (2018)

Parece que Sudamérica es la cuna de las producciones que se toman para crear remakes.

Esta película que va de una mujer que, tras varios deslices personales, decide asistir a una limpia, comienza a decir lo que piensa “sin filtros”. Chile es el lugar donde se filmó la original en 2016. En México la protagonista es Fernanda Castillo y Carmen Aub a quienes el público conocedor y experto ubican perfectamente de la serie de Telemundo, El señor de los Cielos. La calidad se la dejamos a cada uno de los lectores/espectadores.

Esto nos lleva a la cinta La boda de mi mejor amigo, (2019), dirigida por Celso García que por supuesto se estrenó en salas de nuestro país el 14 de febrero de este año. Nos encontramos ante la adaptación de la cinta estadounidense del mismo nombre estrenada en 1997 dirigida por P.J. Hogan y protagonizada por Julia Roberts y Cameron Diaz.

La versión made in México está protagonizada por Ana Serradilla, Carlos Ferro, Miguel Silvestre y Natasha Dupeyron.

Creemos maliciosamente que la gente que odia/detesta cintas pretenciosas y artísticas como Roma y que sobre todo hace saber su descontento en redes sociales y su opinión sobre la protagonista (que hasta pinche india la ha llamado un “gran actor de renombre y trayectoria”), es la que acude en masa al cine a ver este tipo de películas.

Comentábamos en este blog que la cinta Mi reyes contra Godines fue lo más visto en la semana de su estreno, recaudando la friolera cifra de 65 millones de pesos. La industria y las salas distribuidoras saben de sobra que la gallina de los huevos de oro está ahí. ¿Tú qué opinión tienes, querido lector?

También te puede interesar: 23 COSAS QUE NO SABÍAS DE LOS PREMIOS OSCAR